¿Aire acondicionado o climatizador? Claves para elegir bien

Eric Biescas
Eric Biescas

Vivimos una época en la que las olas de calor y los cambios bruscos climáticos están a la orden del día. Esto puede crear un gran malestar en determinadas zonas, ya que las temperaturas extremas suelen impactar negativamente en nuestra salud, y especialmente en la de las personas más vulnerables. 

Por suerte, hoy en día tenemos acceso a diferentes sistemas de climatización que nos pueden ayudar a superarlo de una forma más efectiva. Los diferentes aparatos se venden en multitud de establecimientos, con gamas accesibles para casi todos los bolsillos y presentando variedad de sistemas.

Pero, ¿cuál es el método más adecuado?, ¿es mejor el aire acondicionado o el climatizador? Si no lo tienes claro y no sabes con exactitud cuáles son las diferencias, ¡sigue leyendo! Aquí analizamos estos dos tipos de productos y te explicamos sus características para que tomes la mejor decisión.

Climatizador o aire acondicionado ¿En qué se diferencian?

Tanto el climatizador como el aire acondicionado son aparatos destinados a mejorar la temperatura de nuestro entorno y se pueden instalar tanto en casas como en oficinas o comercios. Con ellos se puede escoger la temperatura más adecuada y agradable, se evitan los golpes de calor y se previenen problemas de salud.

Cualquiera de estos modelos se puede comprar fácilmente en establecimientos especializados como Tsclima.com y en gamas de precios diferentes. Aunque su misión es la misma, su funcionamiento difiere considerablemente, por lo que conviene conocer las particularidades de cada producto.

Estas son las principales diferencias:

El aire acondicionado

  • Funciona con un gas refrigerante que cambia la temperatura del ambiente.
  • El aire acondicionado suele necesitar una instalación con equipo externo, que se pone en los muros de las casas.
  • El aire acondicionado funciona especialmente bien en espacios amplios, abiertos o con muchas personas.

El climatizador

  • Funciona mediante el vapor de agua. Cuenta con un filtro y un ventilador para bajar su temperatura.
  • El climatizador solo se enchufa a la red eléctrica para funcionar, no necesita ninguna salida exterior.
  • El climatizador es más eficiente modificando las temperaturas de espacios pequeños, habitaciones o casas.

¿Qué es mejor: aire acondicionado o climatizador?

Ahora que conoces sus características, puede que te estés planteando que será mejor en tu caso, ¿un aire acondicionado o un climatizador? Lo cierto es que ambos tienen sus particularidades, por lo que no hay ninguno que sea rotundamente mejor que el otro. Lo ideal es escoger el que sea más adecuado para cada circunstancia.

Si cuentas con espacios grandes o diáfanos y quieres modificar la temperatura de toda tu casa de un golpe, el aire acondicionado puede ser tu mejor aliado. Lo mismo ocurre para instalar sistemas de refrigeración en los comercios, oficinas y negocios que tienen más metros cuadrados y están al descubierto. Estos aparatos están mejor preparados para este tipo de necesidades y van a arrojar buenos resultados.

En el caso de vivir en un piso o en una casa pequeña, puede que tu alternativa más favorable sea el climatizador. Este puede ser más económico, rentable para calentar espacios pequeños y no va a requerir de una instalación tan concienzuda. Lo mismo ocurre con despachos u oficinas de menor tamaño.

Debes saber que hoy en día, sea cual sea tu preferencia, hay una gran cantidad de modelos de los dos aparatos para que puedas escoger el que mejor se adapta a tus necesidades. Muchos de ellos vienen preparados con tamaños más accesibles, con controles remotos o con programas inteligentes para modificar la temperatura. Probablemente, encontrarás tu solución ideal en alguna gama de cualquiera de estos productos.

¿Qué consume más? ¿Aire acondicionado o climatizador?

En la actualidad, el precio de la energía no para de subir y nos vemos en una situación que nos invita al racionamiento. Además, tanto el propio medioambiente como nuestro bolsillo nos agradecerá que siempre apostemos por los aparatos más eficientes a nivel energético. Por lo tanto, este es un punto muy importante en lo que respecta a los aires acondicionados o climatizadores.

El sistema de climatización está en auge hoy en día porque generalmente consume mucha menos energía que el aire acondicionado común. Este es un dato importante para muchos usuarios que se decantan por este electrodoméstico que se sienten atraídos por el ahorro y también por la facilidad de su instalación. 

El climatizador absorbe el aire de la habitación, lo enfría mediante sus ventiladores internos, y lo vuelve a expulsar hacia el exterior. Este es su método para crear ambientes más frescos y agradables.

Por su parte, el aire acondicionado lo que hace es eliminar la humedad que se concentra en el ambiente para generar un aire más seco y frío. La temperatura se podrá controlar con mayor facilidad de esta manera y se va a minimizar el riesgo de que la estancia se quede plagada de la molesta humedad ambiental.

Como el trabajo del aire acondicionado es más costoso, va a necesitar más energía y tu factura de la luz subirá inevitablemente. Sin embargo, si vives en una zona especialmente húmeda, puede que este sistema te compense por su método de funcionamiento. Esto lo tendrás que sopesar a conciencia junto con el resto de los condicionantes, ya que crear un ambiente cargado y húmedo puede ser malo para tu bienestar o tu salud.

Nuestro consejo es que intentes encontrar el equilibrio entre la eficiencia, la practicidad y el ahorro energético. Solo contemplando todas las cualidades de los productos podrás tomar una decisión firme y que sea acertada.